• Teléfono: +56 (55) 2252 840
  • Email: contacto@antaramining.cl
img

Minería responsable, ¡usemos tecnología!

  • 04 de Agosto de 2020

Hace unos días fui invitado por la GIZ y el BMU para participar de un webinar sobre trazabilidad de minería verde. Tal como comenté en esa oportunidad, la piedra basal para avanzar en el camino de lograr una minería responsable es la Industria 4.0, sin dudas. Para provocar cambios reales en pos de una operación que no provoque impacto negativo al medio ambiente y las personas, es imperativo invertir en tecnología como IoT, robótica, IA, Cloud Computing, entre otros ítems. Para eso los ejecutivos mineros deben abrir más sus puertas a la innovación, a probar soluciones, incluso las más disruptivas. No es sólo quedarse en los planes sobre estrategias de innovación tecnológica, las que vemos pocas veces pasan del Powerpoint.

Como ya sabemos, la industria minera del cobre de Chile es la más grande del planeta (32%) y el impulso que le está dando la electromovilidad (autos, aviones, barcos, etc.), las energías renovables, la fabricación de aparatos electrónicos es una tremenda oportunidad para el país, enorme. La demanda se duplicó en los últimos 25 años. Hoy se consumen anualmente cerca de 28 millones de toneladas de cobre en el mundo y se estima que en el 2050 serán 38 millones. Chile hoy produce casi 6 millones y se espera para el 2029 llegar a los 8 millones. Seguramente, dado que el cobre tiene la propiedad de ser 100% reciclable,  una buena parte será reciclado, pero la demanda irá in crescendo y llegará a ser gigantesca.

La adopción de tecnologías para una Minería 4.0 resulta vital y para ello se distinguen dos focos:

  1. Como herramienta para aumentar la productividad, robustecer la seguridad y disminuir los impactos ambientales en el territorio. 

  2. Generación y fortalecimiento de un sector productivo para ser referentes ante el mundo. 

Los efectos de la globalización de la industria han incitado al desarrollo de tecnologías para mejorar la competitividad. La relación entre las empresas proveedoras de tecnologías y las empresas manufactureras es clave para poder hacer crecer la minería a nivel mundial.

Los efectos de la globalización de la industria han incitado al desarrollo de tecnologías para mejorar la competitividad. La relación entre las empresas proveedoras de tecnologías y las empresas manufactureras es clave para poder hacer crecer la minería a nivel mundial. La permeabilidad a la incorporación de tecnología sólo fomenta el poder hacer procesos productivos que se apeguen cada vez más a las normas internacionales que hoy la minería está requiriendo, como la Minería Verde. Pero las tecnologías tienen diferentes niveles de incorporación, van a depender de su objetivo, los cuáles son:

  1. Primer nivel: Soluciones de mercado, innovaciones incrementales para la creación de valor sobre el producto generado, cuyo objetivo es elevar los atributos del producto, como por ejemplo la incorporación de un software, nuevos sensores, entre otros. 

  2. Segundo nivel: Innovaciones tecnológicas ante problemas puntuales, acciones modulares, sin ser fundamentales para el proceso de producción completo. Si falla no altera la cadena de producción. 

  3. Tercer nivel: Incorporación de tecnologías disruptivas que cambian un proceso dentro de la industria casi o por completo. Acá podemos ver soluciones de automatización, la incorporación de la robótica, entre otras. 

Pero, ¿por qué hacer todo esto? ¿Cuál es la motivación de la incorporación de tecnologías en minería? Hoy en día se espera contribuir a la creación de una industria más verde que se apegue al cambio que está viviendo la minería a nivel mundial.

Pero, ¿por qué hacer todo esto? ¿Cuál es la motivación de la incorporación de tecnologías en minería? Hoy en día se espera contribuir a la creación de una industria más verde que se apegue al cambio que está viviendo la minería a nivel mundial. Donde el valor agregado del material se torna clave en la decisión del comprador y  mientras más beneficios se reporten en su producción, tanto del material mismo como de quién, dónde y en qué condiciones se produjo, tanto mejor. 

Quienes están empujando el carro de la minería verde son los clientes de la minería. Estas empresas están poniendo un requerimiento, y la minería está comenzando a responder. El conocer el proceso por el que pasó el producto final y cuál fue el impacto del mismo, su huella de sustentabilidad. No es sólo contar con un certificado, el cliente quiere información, trazabilidad.

¿Qué pilares debe potenciar hoy la incorporación de tecnología?

  1. Aumento en la productividad y reducción de sus costos.

  2. Incremento de la reserva de minerales.

  3. Cuidado del medio ambiente y la responsabilidad social.

  4. Mayor seguridad y calidad en los ambientes de trabajo. 

La productividad y el costo son algunos de los temas centrales que la industria minera debe abordar desde hoy hacia el futuro. Alguien me preguntaba en el webinar cuánto disminuye el costo de producción al implementar tecnologías para minería verde. Sin duda hay una inversión no menor y una reducción de costos por procesos más eficientes pero, ¿cuál es el costo de seguir con la minería tradicional y finalmente quedar fuera del mercado?

La planificación resulta clave para poder incorporar la tecnología necesaria y poder trazar nuevas metodologías en cada uno de sus procesos. Las herramientas cada vez necesitan perfeccionarse más para poder desarrollar una estrategia óptima en pos del desarrollo de una minería verde. Nuevos métodos de explotación y procesamiento de minerales deben ser cada vez más eficientes para cumplir con estándares internacionales. 

Y no sólo con esos puntos, sino que el cuidado del medio ambiente y la responsabilidad social son elementos claves para el desarrollo de la minería, los cuales han adquirido una especial relevancia para el desarrollo y sustentabilidad de la industria. En torno a ellos se han desarrollado líneas I+D para poder cumplir con los desafíos que se están presentando a nivel mundial. Apuntar al desarrollo de tecnologías que permitan crecer en este punto y que contribuyan a la disminución de las emisiones de contaminantes, junto a un uso más eficiente de recursos hídricos y energía. Esto se transforma en una oportunidad para el desarrollo de tecnologías que contribuyan a una minería verde

A su vez el resguardar todas las medidas de seguridad para que los trabajadores cuenten con un ambiente laboral de calidad, con el menor riesgo posible, hoy es posible gracias al desarrollo de tecnologías. Este resulta ser uno de los focos prioritarios de la producción verde, donde la tasa de accidentabilidad ha ido disminuyendo paulatinamente conforme aumenta la producción gracias  a la incorporación de innovaciones mineras. Poco a poco, y a pesar de los desafíos presentes, la tecnología se ha ido introduciendo de la mano de los protocolos establecidos. 

Por otro lado, el Estado debe invertir en aumentar las capacidades de los proveedores en las zonas mineras, potenciar el Cluster Minero, promover la compra local y la Economía Circular con beneficios tributarios y otros, invertir en la formación de profesionales mineros y tecnológicos, apoyar a los emprendedores que apuestan por la industria minera y la de energías renovables. Crear más centros de I+D como el del Instituto de Tecnologías Limpias de Antofagasta o el Centro de Economía Circular de Tarapacá; un Centro de Hidrógeno Verde sería muy inteligente, en el norte sobra agua y sol. Alianzas de cooperación con países mineros y grandes productores de automóviles, por ejemplo. La oportunidad es enorme y no la podemos dejar pasar como ya lo hicimos con el salitre.

El escenario en el que nos movemos cambia rápidamente, somos testigos de eso, no hay mucho que explicar. La velocidad cada vez es mayor, por lo que cada trabajo realizado en torno a la incorporación de tecnologías y lo que se espera de cada una de ellas sufre constantes modificaciones. 

El escenario en el que nos movemos cambia rápidamente, somos testigos de eso, no hay mucho que explicar. La velocidad cada vez es mayor, por lo que cada trabajo realizado en torno a la incorporación de tecnologías y lo que se espera de cada una de ellas sufre constantes modificaciones. Tenemos que saber adaptarnos como proveedores de la minería para brindar soluciones frescas, innovadoras y que vayan ad hoc a lo que la minería mundial exige para poder transformarse en una industria verde en su totalidad.

En Antara estamos comprometidos con esto, trabajamos para apoyar a las mineras en su camino a la Industria 4.0. Construimos soluciones de automatización de tareas, digitalización de procesos, data brokers en Cloud computing y trazabilidad, haciendo cada proceso más eficiente, visible, trazable y confiable. 

Contribuimos para una minería verde que recién inicia el camino. Ponemos a disposición nuestras soluciones y herramientas para poder sacar adelante el objetivo que la minería tiene hoy. 

Patricio Rojas Abalos
CEO